Posted on Leave a comment

La diferencia entre un buen café y un agua de calcetín.

El café es la segunda bebida más consumida en el mundo, se obtiene de la semilla de un arbusto llamado cafeto que crece en un tipo específico de clima estable donde existe mucha humedad y calidez.

Las especies de café son llamadas arábica, robusta, libérica y excelsa, las dos primeras son las más importantes en el punto de vista económico pues son las que más se comercializan en todo el mundo. La producción de robusta es más barata, sin embargo su sabor es más amargo por lo que resulta inferior al del arábica y además contiene más cafeína. Se han desarrollado mezclas de ambos granos, pero los mejores cafés están hechos de los granos cien por ciento arábica.

El primer paso para asegurarte de que tomas un buen café es seleccionando una mezcla de granos árábica. Este arbusto se da en zonas montañosas porque la altitud juega un papel central en su cultivo, necesita crecer por encima de los mil metros sobre el nivel del mar y con temperaturas que oscilen entre los 15 y los 24 grados centígrados, condiciones que se dan en países cercanos a la zona del ecuador como Etiopía, Uganda, India, Vietnam, Indonesia, Brasil, Colombia, Honduras, Colombia, Perú y México.

Las características que definen una buena taza de café son su aroma, acidez, cuerpo y sabor. El clima del sur de México y sus cadenas montañosas es idóneo para la producción de un café de altura de alta calidad como el que se da en los estados de Veracruz, Chiapas y Oaxaca.    En yuccas.com.mx puedes tener a tu alcance un café de altura de gran calidad directo desde Coatepec, Veracruz. Localizado en la zona central de Veracruz, cerca de Jalapa donde hay una altitud de mil 250 metros sobre el nivel del mar. Este estado tiene profundos suelos volcánicos, un clima con alta humedad todo el año e inviernos nublados, los cuales de manera conjunta especifican la alta acidez, el aroma intenso, el sabor a especias y el apreciable cuerpo que caracteriza al café mexicano.  

Después de que se desarrolla la planta debe ser manipulada correctamente para producir café gourmet, el primer paso es cosechar los granos a mano para que sólo los frutos maduros sean recolectados. Luego se procesan en agua y se secan al sol antes de tostarse. Para hacer un buen tostado se debe evitar quemar o remover mucho del sabor natural del grano. Hay cuatro formas de tostar el café, lo cual infiere en la cantidad de cafeína que permanece en el granos pues a mayor tueste, menor cafeína. Los tipos de tueste más comunes son el ligero, el americano, el francés y el italiano. El ligero tiene un tono color canela, es más ácido y contiene más cafeína. El americano toma un color castaño, pero tiene un sabor acaramelado, es usado comúnmente en cafeteras de filtro. El tueste francés es un tipo de tueste largo con el que se obtiene un café muy oscuro y muy brillante. Su aroma es intenso y su sabor es ahumado. El tueste italiano es el grado de tueste utilizado normalmente para tostar cafés gourmet que serán preparados en cafetera espresso. Su color muy oscuro indica el alto grado de tueste con el que se extraen la mayoría de sus aceites esenciales. Los cafés tostados así suelen tener un bajo contenido en cafeína.